Comida para... ¿tirarla a la basura?

Cómalo todo: el 40% de la comida termina en la basura.   Foto: Efe

Cómalo todo: el 40% de la comida termina en la basura. Foto: Efe

PUBLICADO: EST Dec 28, 2012 12:01 am EST
Cuando Mariana Díaz fue por primera vez como voluntaria a la cafetería de la escuela básica de su hijo salió espantada. "Yo iba feliz a ayudar, pero salí impactada por la enorme cantidad de comida que se botó. Algunos niños botaban frutas y bolsas con comida que les enviaban de sus casas y otros, bandejas completas. Y lo peor es que nadie decía nada", cuenta Mariana.

Una experiencia similar fue la que tuvo el escritor Jonathan Bloom, quien dice que cuando se dio cuenta de la cantidad de alimentos que botamos en este país, decidió escribir el libro American Wasteland, para crear conciencia sobre el tema.

Es que, mientras millones de personas pasan hambre cada día, en Estados Unidos botamos el 40% de la comida, según un estudio del Consejo de Defensa de Recursos Naturales. Si el desperdicio de comida disminuyera sólo en un 15%, alcanzaría para alimentar a 25 millones de estadounideses anualmente.

Culpables

Hay varias razones por las cuales la comida termina en los basureros, explica Bloom. "Los estadounidenses botan la comida simplemente porque es abundante y barata".

Según él, el problema principal radica en que Estados Unidos produce el doble de la comida que necesita y, por otro lado, que es uno de los países que menos dinero gasta en obtenerla.

Además les gusta que la comida luzca perfecta y "si no se ve así, la botan a la basura. Lo mismo ocurre con las fechas de expiración, que nos hace desperdiciar enormes cantidades de alimentos que están buenos y que sí pueden haber sido consumidos", explica.

Pero ¿quiénes son, finalmente, los responsables de este desperdicio que también causa un tremendo daño medioambiental?

"Básicamente todos", dice Bloom. "Se va desechando comida en todos sus procesos de producción, desde la cosecha hasta que llega a la boca del consumidor".

Por eso, manifiesta que para terminar con esta cruda realidad hay que ser proactivos. "Una vez que uno se da cuenta de toda la comida que se compra y que no se usa en casa, hay que actuar. Eso significa comprar menos comida, planificarlas con anticipación, servir porciones más pequeñas, para no botar lo que queda en el plato y guardar lo que sobra para utilizarlo después", recomienda.

Soluciones efectivas

El desecho de comida constituye un grave problema, con implicancias económicas, energéticas y medioambientales, pero se está avanzando hacia una solución.

Scott DeFife, vicepresidente de la Asociación Nacional de Restaurantes (NRA) señala que "aproximadamente, 80,000 millones de libras de comida desperdiciada llegan a los vertederos cada año en Estados Unidos".

La NRA, junto a otras entidades, está luchando para disminuir la cantidad de desperdicios que generan los locales de comida.

"Los restaurantes producen un tercio de la comida que se va a los vertederos", comenta DeFife y agrega que "estamos trabajando con los dueños de restaurantes para implementar medidas que permitan reducir los desechos, para así botar menos comida a los basureros y donar más alimentos a los necesitados".

Agrega un comentario

MÁS NOTAS